Que la crisis no detenga el sueño de estudiar

Panorama Digital
Panorama Digital
Que la crisis no detenga el sueño de estudiar
/

El proceso de post pandemia, demanda muchos retos para la educación superior universitaria. Uno de ellos y quizá, el más importante, es propiciar las condiciones para evitar la deserción de estudiantes.

Estudiar una carrera, en medio de un escenario de inestabilidad económica como el que vivimos, se vuelve un reto mayor, porque es claro que miles de familias no cuentan con los mismos recursos de antes, para poder hacerle frente a muchas de sus necesidades, entre ella: el estudio.

Y precisamente, impulsar la formación de profesionales, en medio de esta coyuntura, es un tema país. Porque no podemos perder de perspectiva, que la educación superior es la clave para reconstruir una sociedad post-COVID, como bien lo mencionó recientemente la UNESCO.

Este organismo, señala que en América Latina y el Caribe, “existen aproximadamente 25 millones de estudiantes de educación terciaria afectados por la pandemia” y advierte que el impacto del COVID-19 en la educación superior, se verá dentro de 20 años.

Pero no podemos esperar dos décadas, tenemos que buscar soluciones desde ya, que permitan reforzar la educación superior y promover la formación de más profesionales.

Como país, si queremos impulsar el desarrollo socioeconómico y contribuir con la reconstrucción de una sociedad golpeada por una pandemia de más de dos años, es indiscutible que el impulso a la educación es la clave.

Actualmente, las desigualdades en este plano son más visibles. Porque las posibilidades económicas y hasta tecnológicas, no son iguales para todos, lo que restringe el acceso de muchos jóvenes, a la posibilidad de estudiar una carrera.

En línea con eso, desde la Comisión Nacional de Préstamos para Educación, se han  realizado grandes esfuerzos, para ofrecer recursos a quienes menos tienen; cuyo único objetivo es impulsar la formación de profesionales, porque generando conocimiento, es como un país mejora.

Recientemente, la UNESCO hizo un llamado para “crear un mundo pospandémico más equitativo”, porque no hay duda de que los jóvenes deben seguir estudiando y, el país debe continuar propiciando las condiciones que así lo permitan.