Hoy la responsabilidad es de todos

Todos, sin duda, tenemos que darle un profundo cambio a Costa Rica. La actual  situación de requiere y urge, un cambio de actitud, de orden nacional pues el futuro es un tema de todos, los que habitamos en este país.

Las iniciativas locales, el desarrollo comunal, pero sobre todo la solidaridad, juegan un papel ,de primera importancia,  ante los cambios que están ocurriendo en el país. Estamos ante una situación  en la que todos tenemos que ocuparnos  del país y de nuestro vecindario, para acuerpar a los que están en la pobreza y en la miseria.

Aquí nadie se puede quedar en su rincón de comodidad pues  todos, dentro de nuestras posibilidades  estamos obligados a  colocar nuestro más grande esfuerzo, en beneficio de los urgente objetivos de búsqueda de trabajo y lograr el combate de la pobreza.

Poner la economía en marcha, es uno de los retos más importantes  y  complicado que tiene Costa Rica, como ha señalado la UCCAEP.. 

No es el momento de  grandes debates, sino de una urgente unidad nacional. 

Cuando Alemania  inició su proceso de reconstrucción, durante  los años siguientes a la conclusión de la Segunda Guerra Mundial, hubo un momento clave de éxito.. 

La unión de las universidades con el sector privado. Fueron los científicos que unidos al sentido práctico de la industria, lo que vino a dar el cambio con nuevos inventos, nuevos productos,  que dieron inicio al gran despegue  económico.

Igualmente, aquí  en Costa Rica  hemos visto como  han sido los científicos de nuestras universidades, los microbiólogos, las enfermeras, los farmacéuticos y médicos, salidos de nuestras universidades,  son los que ha podido solidificar, la batalla contra la pandemia. 

Una  nueva actitud  requiere que  los maestros, que en su importante labor  lleven adelante, un esfuerzo gigante, para comunicar a los  niños y jóvenes, la educación en sus hogares. Sabemos, que la sede de la escuela no está  en nuestros hogares pero sí debemos velar por que este  sistema  de educación en emergencia tenga éxito.

Nunca  los maestros de Costa Rica han tenido tan grave y seria  responsabilidad en sus manos.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.