El tesoro que debemos proteger

Panorama Digital
Panorama Digital
El tesoro que debemos proteger
/

Muchos científicos y exploradores, han visitado el Parque Nacional Isla del Coco, descubriendo nuevas especies y definiendo la importancia de fortalecer su protección. La salud de su espacio marino es íntegra, y ha sido llamada por el famoso capitán Jacques Ives Cousteu como la “isla más linda del mundo”, y es que… ¡realmente lo es!

Este punto verde rodeado de la infinidad azul marina, la única isla oceánica de Centroamérica y resguardo del único bosque nuboso en el mundo que se encuentra por debajo de los 2000 msnm en el mundo, necesita más que nunca fortalecer su protección.

Para nosotros, desde el Área de Protección Marina Cocos, es vital incluir a más ciudadanos y organizaciones comprometidas, con el cuidado del Parque Nacional Isla del Coco. En esta área la riqueza marina es incalculable, y la abundancia de flora y fauna ha quedado plasmada en las investigaciones.

El sector insular del Parque Nacional Isla del Coco, es el punto más alto de la cordillera submarina Cocos-Galápagos, y emergió hace unos 3 millones de años como una gran masa volcánica desprovista de vida… Hoy en día la Isla del Coco es el volcán más grande de Costa Rica y de América Central, pero también un paraíso lleno de vida, mucha de ella única para el mundo.

Actualmente, cuidamos como joyas preciosas 180 especies endémicas insulares, sabemos que, si desaparecen de este pedacito de Costa Rica, lo harán de todo el mundo. Este Parque aporta la mitad de la riqueza biológica única del país, con un 47,4 %, siendo el hogar de más de 1688 especies de fauna marina.

Recientemente celebramos los 43 años de historia como área silvestre protegida, nos llena de orgullo saber que esta visión de conservación se va consolidando aún más, obligándonos a no darle la espalda al mar en temas de protección y conservación.

El Parque Nacional Isla del Coco ha sido la joya de la conservación marina de Costa Rica, resguardada por hombres y mujeres guardaparques del Área de Conservación Marina Cocos, pero necesitamos fortalecer y seguir creciendo en esta protección de nuestros mares, uniendo los esfuerzos de cada ciudadano.  

Cuidar este pequeño paraíso que desde 1869 cuando izó por primera vez la bandera de Costa Rica nos convirtió en un país marino, 10 veces más grande en el mar que en continente, será la mejor herencia para las futuras generaciones porque el verdadero tesoro es y siempre será el Parque Nacional Isla del Coco.

Los comentarios están cerrados.