Chistes en la antigüedad

Panorama Digital
Panorama Digital
Chistes en la antigüedad
/

A todos nos gusta escuchar un buen chiste y eso no es de ahora.

Tal parece que nuestros antepasados mucho antes de la era cristiana, disfrutaban de contar y escuchar chistes igual como sucede ahora.

El chiste más antiguo del mundo data del año 1900 antes de Cristo y sugiere que el humor escatológico, es decir, sobre excrementos, era tan popular antaño como en la actualidad.

Según un estudio divulgado por la Universidad de Wolverhampton Según la investigación, que recopiló los 10 chistes más viejos, la broma en cuestión se refiere a un proverbio de los sumerios, pueblo que habitó en lo que hoy es el sur de Irak.

Y aunque a usted le parezca de mal gusto, debemos contar el chiste, aunque sea un poco arreglado para no ofender a ningún oyente y dice así:

Algo que nunca ha ocurrido desde tiempos inmemoriales: una joven mujer tirándose una flatulencia sobre las rodillas de su esposo.

Los investigadores descubrieron que en las antiguas civilizaciones el humor era algo distinto al de ahora, sobresalían las frases sesudas y morales que se juntan con otras en las que se percibe una fina ironía, Por ejemplo:

“Al pobre más le valdría morirse; si tiene pan, no tiene sal; si tiene sal, no tiene pan; si tiene carne, no tiene cordero; si tiene un cordero… no tiene carne.”

Un campo donde se encontraron muestras de humor, y que aun está vigente, es el de las bodas. En la fiesta de cualquier boda sumeria, aparte de buena comida, los invitados debían recitar poemas en honor de los recién casados. Cuando los asistentes ya habían hecho un buen consumo de cerveza, los poemas se tornaban jocosos, como este:

“Un corazón alegre: la novia; un corazón afligido: el novio”

Tal vez a nosotros no nos haga gracia este tipo de chistes, pero lo que sí es claro, es que el ser humano ha buscado alegrarse y alegrar a los demás desde la antigüedad.