Generación privada de electricidad en Costa Rica.

Ante una serie de comentarios sin fundamento, que se han emitido en contra de la generación privada en las últimas semanas, es importante aclarar los siguiente:

  1. La generación privada de electricidad en Costa Rica se origina a partir de una relación contractual donde la parte compradora -el ICE- define las condiciones, y la ARESEP define la tarifa por kilovatio-hora entregado.  Es decir, que los generadores privados son un oferente más del ICE.
  2. Durante los últimos años, a solicitud del ICE, se incorporaron plantas de generación eléctrica independientes y nuevas al sistema.  Es decir, los generadores privados entregaron más electricidad al ICE y por ello facturaron más.  Por ejemplo, en el 2011 se generaron 732 GWh, y en el 2018 se generaron 1461 GWh.  En 7 años se duplicó la producción de energía de fuente privada. 
  3. La ley 7200 faculta, y no obliga, al ICE para comprar energía de los generadores privados.  Es decir, que ni la ley ni las directrices gubernamentales han obligado al ICE a comprar electricidad.  Las posibilidades de contratación dependen exclusivamente de la planificación que haga la Institución.  Quienes afirman que la ley o el gobierno obligaron al ICE a comprar energía a los generadores privados no conocen la normativa ni los procedimientos de contratación del ICE.
  4. El Sistema Eléctrico Nacional, que recibe la electricidad de los generadores privados, se conforma de una combinación de actores, fuentes y recursos, esencialmente renovables, para atender la demanda.  Y por ello se requiere, de  una combinación que le dé seguridad para ser robusto.  Y en ese sentido, es esperable que existan algunos excedentes de electricidad, particularmente durante las noches de los meses de invierno.  Lo que corresponde es sacarles provecho exportándolos y/o almancenándolos en los embalses para usarlos en la época seca, especialmente en el embalse Arenal.  Que, en ocasiones, haya un sobrante de energía en el Sistema Eléctrico no es responsabilidad de la generación privada, sino que es una característica de la configuración de dicho Sistema.
  5. Los generadores privados son proveedores de electricidad para el ICE.  El monto de la tarifa y otros detalles del contrato no son sujeto de negociación entre las partes.  El ICE recibe la electricidad de sus proveedores y luego la revende a los consumidores finales, incluyendo una ganancia sobre el precio que define la ARESEP, por lo que no pueden causar problemas financieros al ICE.  Los generadores no tienen injerencia en las decisiones institucionales del ICE.
  6. Para los generadores privados que son empresas formales, pagan impuestos, son reguladas y contribuyen al desarrollo del país, es importante contar con un ICE sólido y financieramente robusto, pues es el único comprador de la energía.

En resumen, los generadores privados de electricidad no son responsables de la situación financiera del ICE. Proveen de energía 100% renovable a su único cliente, el ICE. Es decir, que los generadores de electricidad han sido parte de la solución desde que la ley los facultó y desde que el ICE así lo decidió.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.