El respeto a la vida es nuestra hoja de ruta.

La futuro  decreto para  hacer efectivo, el asesinato de niños  en el seno materno, no es un jamas un  objetivo para la salud de la República de Costa Rica. Nunca hemos  teñido de sangre por medio del aborto, el futuro de esta nación.

Como  quiera usted que lo llame,  la vida y su respeto, es un tema esencial para el presente y el futuro de Costa Rica. Nos estamos enfrentando a un fuerte envejecimiento del país, como lo han mostrado diferentes informes  del Estado de la Nación.

La desaparición de costarricenses por medio del aborto es una pésima solución.

El derecho a matar a un niño, en el seno materno, se enfrenta a la realidad de lo que ha sido el respeto a la vida  en Costa Rica, a lo largo de muchas décadas. 

Me pregunto, por cual razón tenemos que caer en el precipicio de la muerte?.

El Señor Presidente ha dicho a los  obispos, que seguirá  su hoja de ruta de autorizar el asesinato de niños en el seno materno por medio del decreto.

Costa Rica es experta  en humanidad,   De resolver    problemas sociales  con éxito. Por ejemplo, cuando  no teníamos seguridad social, supimos establecer una ley, y así se puso en marcha, en los años cuarenta,  la seguridad social ,que respeta la vida. Igualmente,  solucionamos la falta de derechos laborales, con el Código de Trabajo.  La red de clínicas y hospitales, es una clara manifestacion al respeto  de la vida humana, en un sentido clave y fundamental. 

Hemos puesto en marcha una política de atención materno infantil, que es ejemplo  para muchas naciones. Un presidente, hombre sabio, don Tomas Guardia eliminó la pena de muerte. Me pregunto y muchos de ustedes se preguntan, como es posible  que en este siglo , teniendo tantos recursos médicos, humanos y sociales, estamos ante las puertas del asesinado de niños en el seno materno por medio de un decreto..

La realidad es que la legislación nacional hace todo lo posible por respetar la vida de cada ser humano, y esto nos permite  decirle al  mundo que aquí nadie sobra, que todos  son bienvenidos. Estamos ante los 200 años de nuestra independencia.Es un momento clave, para replantear positivamente el país por medio de una hoja de ruta, llena de ideales positivos para la república.

 Por mas que sea una promesa política, el aborto es una cadena de sangre y muerte que envilece la República. El objetivo nacional siempre ha sido salvar vidas  no matarla en el seno materno.       

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.