Acoso sexual callejero

Uy mi amor, no dejó nada en la casa…

Silbido.

Como me la recetó al doctor….

Estas y otras formas de acoso sexual callejero es lo que viven muchas personas en las calles de nuestras ciudades, las víctimas son sobre todo, mujeres.

De acuerdo con una encuesta realizada por la Universidad de Costa Rica en 2015 el 61.7% de las mujeres consultadas afirmó haber sufrido este tipo de violencia, mientras que 32.8% de los hombres también reveló haber sido víctima de esta conducta.

Por tal razón, desde noviembre nuestras autoridades han buscado formas de ofrecerle mayor seguridad a la ciudadanía que sufre de situaciones como: acercamientos, palabras soeces, toma de fotos sin autorización, actos de exhibicionismo, o tocarles el pito del vehículo.

Desde ese mes el Ministerio de Seguridad Pública, inició la aplicación de un protocolo de intervención policial para la atención de casos de acoso sexual en espacios públicos o de acceso público.

Pero, tenemos claro los ticos qué es acoso sexual callejero?

Pues lamentamos decirle que tal vez usted ya ha incurrido en este tipo de acciones, como por ejemplo: tocar la bocina de su vehículo cuando pasa alguien atractivo, silbarle, decirle palabras que la hagan sentirse incómoda, mirar detenidamente sus partes íntimas, acercársele demasiado en el autobús o en el tren o incluso tomar fotos de alguien sin solicitarle su consentimiento, porque a su gusto se ve muy bien.

No, no es que todos seamos un montón de pervertidos, lo cierto es que son rasgos de una cultura machista que trata de sobrevivir hasta nuestros días y que nosotros y el resto de la sociedad quiera erradicar, para que todos podamos deambular por nuestras calles cómodos y seguros.

Este es un tema serio, ya que como indicamos, nuestras autoridades están decididas a sancionar a quienes realicen este tipo de actos.

Escuchemos a Marcelo Solano, experto en temas de seguridad y ex jefe de la policía municipal de San José.

Así que nuestra recomendación es muy sencilla y directa, respete a los demás y no haga lo que no le gustaría que le hicieran a usted o a las personas que más ama.

Colaboración de la periodista Rita Jiménez

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.