Lo importante es la actitud

Panorama Digital
Panorama Digital
Lo importante es la actitud
/

La adversidad es imposible de evitarse, lo mismo que el sufrimiento, sin embargo, echarse a morir o rendirse no es siempre lo mejor.  

Lo importante es la actitud sana y respetuosa consigo y con el entorno.  Esta muestra la verdadera fortaleza de un ser humano que puede sobreponerse ante una circunstancia adversa, como bien lo muestran los casos de personas que se crecen ante una situación difícil.

Por ejemplo en carretera, cuando se dan choques pequeños debido a frenazos bruscos dado el terrible mal estados de las calles, en especial los huecos que más bien parecen socavones, el lamentable accidente se da, obstruyendo el paso a la gran mayoría de los conductores.

En estos momentos es claro que hay tensión, molestia y hasta enojo. La adrenalina lleva a hacer o decir cosas inesperadas exacerbando los ánimos, llenándo de nervios a los acompañantes dentro de los vehículos afectados.

Es ahí donde debe prevalecer la madurez. Los conductores del conflicto tienen que hablar, asumir la responsabilidad que indica la ley y actuar como corresponde. Agilizar las acciones para que el tránsito fluya sin dificultad.

No es válido de ninguna manera que los conductores se agarren a golpes, insulten, le propinen patadas a su propio vehículo para quitarse la cólera, o peor aun amenazar con y hasta el extremo de matar al otro.

En especial si la esposa e hijos pequeños están viendo a su esposo y padre desencajado y descompensado actuando como loco frente a algo que se resuelve con calma y con ayuda de las autoridades.

A pesar de que se van a dar pérdidas materiales y económicas en ambas partes; esto es algo que, tarde o temprano, se puede reparar, pero una vida humana así como, la paz en las relaciones interpersonales valen más que un pleito innecesario.

Si una de las partes se violenta, la otra debe no responder con una actitud similar, sino darle un espejo de paz y calma. Actiud fuerte, adulta, ecuánime, hablar con pausa, y esperar que la autoridad canalice los trámites.

Violencia con violencia no arregla nada.