Emilia Navas debe de continuar como Fiscal General

Panorama Digital
Emilia Navas debe de continuar como Fiscal General
Loading
/

Lo impensable pasó en Costa Rica, una Fiscal General se arrolló las mangas y comenzó a investigar aparentes casos de corrupción que de otra forma muy probablemente habrían pasado a ser archivados con posible contubernio de encartados y ciertos tomadores de decisiones en uno de los poderes de la República. Doña Emilia Navas debe de seguir al mando del Ministerio Público, pues ha demostrado ser una dama de hierro, incansable ante la corrupción y, sobre todo, justa, en la persecución que ha realizado, pese a lo que evidentemente dirían los abogados defensores de los acusados en varios casos de supuesta corrupción.

Con Emilia Navas Costa Rica ha sentido un poco de justicia en un Poder Judicial del cual todos estamos cansados por la ineficiencia, nepotismo y demás irregularidades que son el pan de cada día tanto para abogados como para los usuarios en general. Con Emilia Navas Costa Rica ha podido ver que sí hay personas comprometidas con la justicia y que no son dejadas en el anonimato de una oficina. Con Emilia Navas Costa Rica ha demostrado que, por más que algunos se crean por encima de la ley, no lo están. Con Emilia Navas Costa Rica poco a poco recupera la muy mancillada fe en las instituciones públicas del país.

El hecho de que un ex magistrado pretenda que doña Emilia no le persiga penalmente por aparentes situaciones irregulares, demuestra que algunos creen estar por encima de la ley. Si bien el anonimato de ciertos protagonistas sigue, al menos ya algunos están siendo desenmascarados y puestos a la luz para que el público vea lo que ocurre en el seno del Poder Judicial. No queda ninguna duda que hay personas muy honestas, éticas y comprometidas con su trabajo en ese poder de la República. Contrario a lo que los zafios digan, la gran mayoría de mujeres en el Poder Judicial han surgido por sus propios medios y no por hacer favores sexuales. Contrario a lo que los zafios digan, hay muchos jueces en el Poder Judicial que realmente se han esforzado y han ascendido por méritos propios y no por ser el primo, tío, sobrino o amigo de determinado funcionario que labora ahí.

Emilia Navas es ejemplo de esperanza en que Costa Rica aún se puede salvar. Estamos molestos con la corrupción pero Costa Rica aún se puede salvar. Estamos hartos de la impunidad pero Costa Rica aún se puede salvar. No se trata de expulsar de las instituciones a quienes buscan salvar a Costa Rica sino de que Costa Rica expulse de las instituciones públicas a quienes le quieren dañar.

Emilia Navas debe de permanecer como Fiscal General. ¡Gracias doña Emilia!

Los comentarios están cerrados.