Un proyecto busca regular el costo de las comisiones por los datáfonos.

En la Asamblea Legislativa se tramita un proyecto de ley para regular las comisiones que los bancos le cobran a los comercios por el uso de datáfonos. El tema debe ser analizado sin duda pues en Costa Rica se estima que hay más de 2 millones de tarjetas y se realizan 107 millones de transacciones anuales.

La relevancia de la iniciativa nos impulsa a proponer algunas modificaciones. En primer lugar, hay que diferenciar el medio de pago, pues las tarjetas de crédito y las de débito no son iguales y por lo tanto no deben recibir el mismo tratamiento, es decir, las comisiones deben ser distintas para ambos productos.

El artículo 4 del proyecto señala que serán el Banco Central de Costa Rica y la Comisión para Promover la Competencia quienes determinen los porcentajes de las comisiones de intercambio y adquirencia.

Pero esa función es exclusiva del Central, que es la entidad que puede ofrecer un criterio técnico y, además, ya está facultado para ello de acuerdo con la ley propia del Banco Central (específicamente el artículo 2, inciso c).

Otro aspecto a considerar es que no es adecuado que haya un único porcentaje para todos los comercios. No es lo mismo considerar un local en el área rural que una compañía que tiene diez o doce sucursales, por ejemplo.

Se deben revisar estas comisiones, sí; se debe hacer esta revisión técnicamente, claro, por eso hay que trabajar en un texto basado en criterios técnicos y no en criterios ideológicos.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.