¿Qué nos está pasando?

Se están sucediendo, en las últimas semanas, fenómenos políticos históricos en todo planeta, aparte de la situación sur americana, por todos conocida, pero sobre todo lo que está ocurriendo en Chile,  es digno de un análisis socio – político, en un espacio más amplio, igual de lo que ocurre también en China, Barcelona, Paris y ahora Irán, para citar algunos ejemplos. Cabe decir que es probable que  lo que está sucediendo en Chile, puede tener efectos o consecuencias en nuestro país.

Lo que ocurre en el hermoso país del sur debemos prestarle atención, una nación modelo en todas las áreas, luego de un pretexto- aumento del costo del metro- el país explota, caos y violencia en las calles, abusos, incendios y muertos, el Presidente Sebastián Piñera pide dialogo, hace reformas, destituye al gabinete, convoca a una Constituyente -en tiempos de “guerra civil”, parece que hay acuerdo de fecha en el Congreso- pero la solución a problemas puntuales va para largo, la desigualdad  es el tema central.

¿Y en Costa Rica no hay desigualdad social? ¿Existe justicia económica?

¿No está concentrada la riqueza en la clase política, mega asalariados, pensionados de lujo, por citar algunos ejemplos? ¿Se rebalsó la corrupción política? Tampoco hay interés en dialogar sobre una nueva Carta Magna; a pesar de que la vigente está en su 70 aniversario. Hay un gobierno sin ideas claras, no hay oposición, no hay un sistema de partidos políticos moderno y la sociedad civil continúa domesticada.

¿Hacia dónde vamos Costa Rica? ¿Qué nos paso? ¿Estaremos llegando al final de la democracia representativa hasta donde la conocemos? ¿Se agotaron los principios, los valores y la cultura en este pequeño país?

Esas son las preguntas que todos nos hacemos, dignas de reflexión en estos días pre- navideños, que las respuestas sean para bien de todos y que mejoremos como país, como  personas, y como  ciudadanos.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.