La formación técnica profesional y el marco de las cualificaciones

El desarrollo económico y social de nuestro país tiene como piedra angular el fortalecimiento del sector productivo en todos sus ámbitos, iniciando por la incorporación de las personas en el mercado laboral, con la consecuente reducción de la pobreza, el impulso a la movilidad social y la consolidación del sector empresarial como motor de crecimiento económico.

Ante la necesidad de crear puentes entre las personas y los puestos de trabajo, la Formación Técnica Profesional se presenta como una oportunidad educativa de valor, pues su enfoque está, precisamente, en la adquisición de nuevas habilidades para el trabajo, con conocimientos prácticos, actitudes y valores laborales.

Sin embargo, la Formación Técnica Profesional en Costa Rica, carecía de ordenamiento y uniformidad. En un mapeo realizado en el año 2015, se determinó que existían 16 titulaciones distintas para programas de formación técnica, por ello, desde el Consejo Presidencial de Innovación y Talento Humano, se llevó a cabo la integración de diferentes actores institucionales como el Consejo Nacional de Rectores, Ministerio de Educación, Instituto Nacional de Aprendizaje, Ministerio de Trabajo, y la Unión de Cámaras Empresariales, para emprender la tarea de crear un instrumento regulatorio para la Formación Profesional; como sucede en Singapur, Chile, Corea o Suiza, países que que han comprendido la necesidad e importancia de unificar criterios alrededor de la Educación Técnica.

Por ello, el Marco Nacional de Cualificaciones, que se presenta hoy ante representantes de diversos sectores de la sociedad civil, tiene una gran relevancia para el presente y futuro de la Formación Profesional de nuestro país.

El Marco, es una estructura que ordena los niveles de cualificaciones y las competencias asociadas que obtiene una persona durante su vida educativa, clasificándolas como Técnico 1 hasta Técnico 5, de acuerdo a los requisitos de ingreso, contenidos y a las horas de duración de los planes de estudio.

Los beneficios que provee esta herramienta, incluyen, además, la clasificación de las ocupaciones y empleos, la disminución de la curva de aprendizaje en los puestos de trabajo y la orientación a las personas en su ruta de formación, entre otros; todo lo anterior en total concordancia con la dinámica del mercado laboral.

El Marco de Cualificaciones es un avance alentador en la evolución de nuestro sistema educativo, sus alcances y beneficios impactarán significativamente para el bienestar de las personas y en el sector empresarial costarricense.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.