Inseguridad de Nueva York

La ciudad de Nueva York experimenta la tasa de homicidios más baja en los últimos 70 años. Además, bajaron los tiroteos, los asaltos, los robos y los arrestos. 

Esta mejora en los índices de seguridad no ha pasado desapercibida para muchos, por lo que desean adoptar las mismas medidas que dieron resultado en “la gran manzana”

Básicamente hablamos de 4 medidas que pasamos a indicar a continuación:

Uno de los cambios que acompañó la mejora de la seguridad en Nueva York fue el incremento de al menos 35% en la cantidad de policías en la ciudad. Se trata del mayor aumento numérico de policías que hubo en ese momento en cualquier metrópoli de Estados Unidos.

La diferencia fue más significativa en algunas áreas: el número de policías de narcóticos creció más del doble en Nueva York.

Claro que una mayor cantidad de policías en las calles está lejos de garantizar una baja del crimen. Pero en el caso de Nueva York, eso fue acompañado por un cambio clave a nivel tecnológico.

Un sistema computarizado que se denominó CompStat sirvió para que el jefe de policía supiera dónde se desplegaban los policías, dónde se cometían los crímenes y qué impacto tenía el despliegue policial en las tasas de criminalidad

Recientemente la ciudad ha incorporado más tecnología para modernizar su fuerza policial, incluido un sistema denominado ShotSpotter para detectar disparos mediante sensores especiales.

Como tercer medida se cita es uno que genera mucha controversia, incluso entre expertos: el cambio de estrategia policial.

Primero fue una política de ”tolerancia cero” con la justificación de que una vigilancia agresiva de delitos menores evitaría faltas más graves.

Además, la instrucción fue acabar con los mercados públicos de venta de drogas que había en diferentes puntos de la ciudad, donde la disputa violenta por controlar los mejores rincones contribuía al aumento de homicidios.

Por un tiempo policía de Nueva York tuvo una política de «stop and frisk», es decir, registrar a transeúntes, pero después la justicia determinó que esta medida viola garantías constitucionales y discrimina contra latinos y negros, porque suelen ser más detenidos que los blancos.

Aunque esa táctica policial agresiva ha sido defendida por el presidente Donald Trump, sus críticos señalan que el crimen en Nueva York continuó a la baja tras suavizar las medidas antes descritas.

Como cuarta medida tenemos os cambios que la ciudad ha tenido desde el punto de vista económico y social. Antes la gente huía de vivir en la ciudad, ahora se ha vuelto más bien un lugar muy atractivo, algo que desde luego se dio, a partir de que se empezó a percibir que Nueva York era más segura.

¿Cree usted que estas medidas servirían para bajar los índices de criminalidad en Costa Rica? Escríbanos sus opiniones en la página de Facebook Panorama Cámara Nacional de Radiodifusión

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.