Gianfranco Amato: ideología de género.

 La semana pasada estuvo en Costa Rica, Gianfranco Amato, Abogado y jurista italiano, especialista en temas como familia, bioética e ideología de género.

Amato ofreció varias charlas en las que explicó cómo existe un movimiento mundial cuyo objetivo es ignorar los aspectos biológicos que determinan el sexo de una persona y dejar que sea esta, una vez que haya adquirido “consciencia”, la que decida si es hombre o mujer.

Amato es autor de 9 libros en los que ventila que esta es una imposición sistemática en prácticamente todo el mundo, incluida Costa Rica y que está por encima de la opinión de la mayoría de los ciudadanos que, por lo contario, tenemos derecho a tener un género, el cual es determinado biológicamente y a educar a nuestros hijos bajo este concepto sin que se nos tilde con términos como: homofóbico, intolerante, ultra conservador o que mantenemos un discurso de odio hacia las minorías.

El desprecio ideológico de la realidad contiene el germen del totalitarismo, es lo que está pasando en la dictadura del pensamiento único que estamos viviendo, una dictadura que no adoctrina solo a los jóvenes en los colegios, sino también a los adultos. Por ejemplo, en España el país fue empapelado de carteles “Hay niñas con pene y niños con vulva”

Gianfranco Amato, comentó que cuando una Organización no Gubernamental española decidió reaccionar ante este mensaje, el cual claramente puede confundir, especialmente a los niños, y que esta fue acusada de generar discursos que promueven el odio y la intolerancia.

Este tema es tan serio que ya el Papa de la iglesia católica, Francisco se ha pronunciado al respecto expresando frases como que la ideología de género es una “guerra contra el matrimonio”, “Es contra natura” y hasta la tildó de una “colonización ideológica”,

Sobre este tema volveremos mañana con ejemplos claros de cómo la ideología de género está tratando de influir entre los costarricenses, en especial entre nuestros niños y jóvenes.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.